martes

De...

En mi última entrada prometí seguir escribiendo cosillas ahora que tengo más tiempo libre. Aunque ésto último no sea del todo cierto, he decidido cumplir con mi promesa. Así que ahora que mis amigos se acaban de marchar y tengo diez minutos hasta que me reclamen como mulo de carga aprovecho para escribir cuatro cosillas y para cagar. A la vez, así aprovecho mejor el escaso tiempo.

Hubo una fiesta, grandiosa y etílicamente extraña, como deberían ser todas las fiestas:
Un extraño brebaje flotaba en el ambiente como la niebla en la madrugada continental, un épico tira y afloja (un "sí, pero no" que me tuvo en vilo toda la noche), un amigo que se ahogaba en un palmo de agua y desamoríos que tuve que reamorar con frases inconexas y un poco de cinta aislante. No se lo que pasó realmente, pero yo lo recuerdo así; es más, puede que hasta hubiera un dragón.

Días más tarde, perturbadores susurros en la oscuridad y viejas sospechas que salen a flote. Mi ética y mi raciocinio se enfrentan una vez más a su archienemigo; la última vez salieron gravemente heridas, y yo sufrí las consecuencias.

Mientras, yo me limito a sentarme y ver como pasa todo como un observador neutral. Hace tiempo aprendí que lo que tenga que pasar pasará y yo no podré hacer nada por evitarlo. Sea bueno, malo o (electro)indiferente. Siempre ha sido así y siempre lo será, cuanto más luche contra eso, más me dolerá cuando no pueda evitarlo.

En todo caso tengo planes ocultos por algún lado, cuando los encuentre y salgan a luz deslumbrarán al mundo. Éste tendrá que taparse los ojos con las manos y mientras esté distraído yo huiré por la puerta de atrás, como un perro. O puede que resulten ser tan solo un leve destello luminoso, como una parpadeante bombilla de cuarenta y cinco vatios sacada de una cutre peli de terror, y al intentar yo huir como un perro por la puerta de atrás el mundo me agarrará con fuerza y me sodomizará con su gran y venoso miembro. Como he dicho antes, pasará lo que tenga que pasar. Resignación y vaselina.

1 comentario:

Havoc dijo...

Quiero doble ración de lo que te has metido :D